ONE DAY ON EARTH

En el mundo frenético en el que vivimos, en el que lo que se premia y anhela es la inmediatez, se estableció una fecha límite: el 12.12.12.
Una fecha mágica a la que todos atribuimos nuestros deseos más profundos. Una fecha que tenía que cambiarlo todo en menos de un suspiro.
Pero todos sabemos que las cosas no funcionan así. Que los grandes cambios no son repentinos. Se trata más bien de largos procesos.
El día señalado no resultó pues el final de un camino, sino el inicio de uno nuevo. Con más amor. Con más ternura.
Hablar de consciencia es hablar de tiempo. De toda una vida dedicada a aprender y crecer. No de un instante redentor.
Con motivo de esta fecha se emprendieron numerosas iniciativas que intentaban captar el significado y la relevancia de este día. Queremos compartir una de ellas con todos vosotros.
Más nformación en nuestro canal de youtube y de facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *